Buenas prácticas Sin categoría

¿La competitividad es buena, mala o… es una herramienta?

 

Este debate existe hace mucho y aun hay mucha gente que cree que la respuesta es blanco o negro sin ver los grises que hay en medio ni los colores de al rededor.

La competitividad para muchos educadores fisicos es vista como la panacea, para otros, el diablo y en este como en muchos casos son las dos y no es ninguna. La competitividad puede ser buena pero tambien puede ser mala, todo depende de como, cuando, y con quien se aplique.

Podriamos resumir el primer video en “hay gente que no sabe perder y hay gente que no sabe ganar”, y es que uno de los resultados de la competición es este, hay quien gana y quien pierde. Esto usado como herramienta educativa para saber gestionar la frustración puede ser muy positivo sinembargo, si no se lleva a cabo esta fase podria llevar al alumno a abandonar la practica deportiva. En el caso del que “no sabe ganar” puede llevar a actitudes prepotentes o de superioridad que tampoco son deseables en adolescentes, por lo que tambien es importante saber gestionar esta situación. No hay mas que ver los ejemplos tan maravillosos que nos brinda el futbol base.

En mi opinión la competitividad, sana y bien llevada, puede ser uno de los mayores precursores de la adherencia deportiva, una de las grandes carencias a día de hoy, y es que cuando uno compite por ser mejor que uno mismo y que los demas,  el deporte se convierte en algo adictivo.

Dejar un Comentario